Un militar a cargo de PDVSA deja mucha suspicacia

El apoyo militar al Gobierno sería uno de los motivos de su nombramiento, según la BBC

El pasado lunes, el Jefe de Estado  de Venezuela, Nicolás Maduro, hizo el anuncio de que las riendas del Ministerio del poder popular de Petróleo y Minería, así como de la estatal PDVSA pararía a manos del mayor general  Manuel Quevedo, como parte de la “restructuración” en la industria petrolera, luego del escándalo de Citgo.

Pero la asignación de Quevedo, que recientemente presidía las misiones Barrio Nuevo Barrio Tricolor y de la Gran Misión Vivienda, deja muchas dudas de si será un cambio para mejor o peor, debido a la inexperiencia del militar en el área petrolera. Pero el presidente de la República justificó su nombrameinto, por la “eficiencia” que demostró con la GMV: “A Manuel Quevedo le entregué la Misión Vivienda Venezuela cuando (esta) tuvo un bajón y temimos que se debilitara. Hoy estamos cerca de los dos millones de viviendas construidas. Este año vamos a construir cerca de 540 mil”, indicó Maduro.

Según el mandatario, la medida busca atacar la corrupción que se detectó en la filial Citgo,  al expresar que “Me da asco y vergüenza que se le dé la confianza a una gente al frente de una empresa y terminen robando y vendiendo a la patria”, aseguró. Pero según un reportaje de BBC, las implicaciones van más allá:

  • En el año 2014, Quevedo fue el jefe del Comando Regional Nº 5 de la Guardia Nacional Bolivariana, con base en Caracas, que fue encargado de enfrentar las protestas opositoras de dicho año, dejando un saldo de 43 muertos. Coincidiendo con la “disciplina”, que Maduro vio en el mayor general, indicando que es el adecuado para ayudar a “restructurar” la estatal, pero no aclaró cómo lo hará.
  • Si bien hace un año que el presidente anunció un plan contra la corrupción, los arrestos han ocurrido en las últimas semanas. Asegurando la oposición a su gobierno, que las detenciones actuales se debe a la lucha entre sectores de oficialismo, ya que según su juicio la corrupción en PDVSA lleva años ocurriendo.
  • La caída en la producción de barriles al día, que bajó de los dos millones diarios. Por lo que se le asignó a Quevedo la responsabilidad de aumentarla.
  • PDVSA se fue alejando de su etapa comercial, para ser teñida por la política cada vez más. Desviándose los fondos para los proyectos sociales que prometían Hugo Chávez y luego Nicolás Maduro, para captar la popularidad del pueblo.
  • La alianza del Gobierno con el Ejército nacional que cada vez es más estrecha. De hecho, el ministro de la Defensa, Vladimir Padrino, respaldó el nombramiento: “Desde la FANB (Fuerza Armada Nacional Bolivariana) apoyamos al presidente Nicolás Maduro en la cruzada por la recuperación, producción, reestructuración, reorganización y lucha contra la corrupción de nuestra querida PDVSA”, escribió Padrino el lunes en Twitter.
  • Control militar sobre sectores económicos, a cambio de apoyo al Ejecutivo. Lo que se demuestra al culminarse cada discurso de Padrino López con: “Chávez vive, la patria sigue. Independencia y patria socialista”, a pesar de que las Fuerzas Armadas deben ser apolíticas.
  • Lo cerca que están las elecciones presidenciales del 2018, donde Maduro busca recobrar el terrero perdido con la población, a través de la lucha contra la crisis de PDVSA y el país. Sino, igual tiene el apoyo policial y militar, como se vio en las protestas de este año.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

1 × 2 =